#30Días30Películas Ha Vuelto [Er ist wieder da]

Quieren levantar el 4° Reich y ni siquiera pueden armar un mueble de IKEA” Esta es la desilusión que golpea el corazón del Hitler luego de conocer a un grupo de youtubers neo-nazis que tienen un pequeño canal de cocina. Porque al despertar misteriosamente en la Alemania contemporánea, el führer debe hacerse a la idea de que su otrora elite, los prometedores jóvenes alemanes, hoy son millennials.

Ha Vuelto (Er ist wieder da o Look Who´s Back), es una adaptación de la novela de Timur Vermes que narra la misteriosa resurrección de Hitler y su rápido análisis de la crisis política contemporánea. A pesar de que nadie cree que sea el verdadero führer, si no una suerte de actor muy comprometido, en sus conversaciones con personas comunes salen a relucir tensiones actuales como la complicada situación de los inmigrantes en Europa, el desencanto por las instituciones, y la sensación de futilidad de una comunidad que sabe que la posibilidad de imprimir cambios reales en las actuales democracias liberales, es casi nula.

look-whos-back_2

La película (que está disponible en Netflix) sugiere entonces que, la efectividad del discurso fanático de Hitler no recae simplemente en su carisma, sino en la forma ingeniosa con que tomando las preocupaciones de los ciudadanos anónimos, es capaz de construir un relato unificante y redentor, dibujando la figura de un enemigo único y común “los no-alemanes”, y haciendo énfasis en la gravedad de la crisis y la necesidad de un cambio inmediato. Es decir, alimentando las sospechas de sus compatriotas por el creciente número de extranjeros, vinculando este hecho al descontento por los bajos sueltos y las precarias condiciones de vida de la clase trabajadora, Hitler se imprime el carácter de un patriota, devoto servidor de su país, honesto como ningún otro político y con el don de poder salvar a Alemania de la crisis en la que se encuentra (siéntase libres de extrapolar la metáfora a otros líderes mundiales contemporáneos).

Y por supuesto, es capaz de interrogar al pueblo alemán -y considerando los eventos políticos más recientes, también al resto del mundo- sin perder de vista el humor. Obsequiándonos inolvidables secuencias de señoras sacándose selfies con el führer, Hitler dándole gracias a Dios de que Goebbels no esté vivo para ver lo que hemos hecho con ese magnífico aparato para la propaganda que es la TV, y sobre todo, una parodia dentro de una parodia, del viral conocido por todos “Hitler se entera de…”.

Agregar un comentario